/apps/enel-x-digital-ecosystem/templates/page-content

electric revolution

Lima, la revolución eléctrica viaja en autobús

El primer autobús eléctrico ya es operativo en las calles de la capital peruana gracias al proyecto desarrollado por GSEP junto con Enel X e Hydro-Québec

Publicado el: 07 ENERO, 2020

Un paso adelante hacia la descarbonización

Reducir un 30% la huella de carbono antes de 2030: este es el objetivo de Perú, que continúa por su camino sin topes hacia la descarbonización. Para hacerlo de la mejor manera, el país sudamericano ha puesto una “marcha más”. En la capital peruana, ha comenzado, desde hace poco, la electrificación de la red del transporte público ciudadano con la introducción de un nuevo autobús eléctrico al 100%. El proyecto, inaugurado hace unos días, nació gracias a la colaboración entre GSEP  (Global Sustainable Electricity Partnership) y sus empresas aliadas, Enel X e Hydro-Québec quienes, en los próximos tres años, serán los responsables del mantenimiento de la infraestructura de recarga, proyectada y desarrollada en base a las necesidades específicas de la metrópolis peruana.
BEST EV

BEST EV

Sigue al canal más actualizado sobre movilidad eléctrica

El primer e-Bus de Lima

El primer e-bus de Lima, de 12 metros de largo, tiene una capacidad para 80 pasajeros y viaja gracias a Allin Group, operador local de Protransporte, sobre una de las arterias más transitadas de la ciudad, el Corredor Rojo. Perú sigue la buena práctica ya puesta “en marcha” por otros países latinoamericanos como Chile, donde el número de autobuses 100% eléctricos que circulan por las calles de Santiago, es de 287 vehículos para 8 electro-terminales. También Colombia está trabajando para realizar tres infraestructuras de recarga en Bogotá, su capital, donde se suministrará energía a 379 e-bus (que serán introducidos próximamente).
Electric Public Transportation

Transporte público eléctrico

Movilidad a cero emisiones para ciudades sostenibles

Recopilar datos para extender el modelo al resto del país

El nuevo autobús eléctrico de Lima es una ocasión importante para recolectar datos relativos al funcionamiento del vehículo en tiempo real. Durante el primer año, se recogerán informaciones sobre la velocidad, el desempeño de la batería, operaciones, costes e impacto ambiental para luego ser analizados por GSEP, con el objetivo de realizar un informe a replicar que pueda guiar al gobierno peruano hacia la electrificación en gran escala, de tal manera que abarque todo el transporte público del país. El reto es muy claro: reducir las emisiones de CO2 en la capital, para luego replicar este modelo virtuoso en todo el país. 

Inteligente, ecológico, multifuncional, económico

El autobús eléctrico circulará por las calles más transitadas de Lima sin emitir ningún tipo de gas contaminante y difundiendo, a su vez, la “cultura eléctrica” para sensibilizar a la opinión pública. El informe para replicar será útil también en este sentido, porque confirmará en forma tangible, los ahorros que se generan gracias a los bajos costes de manutención de los autobuses eléctricos respecto a sus predecesores alimentados con diésel o gas natural.

Además, el autobús eléctrico reducirá la contaminación acústica percibida y entre los servicios que ofrece a los pasajeros se encuentran puertos USB, Wi-Fi gratis, cámaras de seguridad y aire acondicionado.

 

Para un transporte al servicio de todos, cada vez más inteligente y totalmente verde.